una huella verde sobre el petróleo

30/05/2009 § 1 comentário

Ecuador finaliza propuesta para dejar bajo tierra cerca de 850 millones de barriles de petróleo descubiertos en la Amazonía a cambio de negociar en el mercado internacional de carbono las emisiones de CO2 que serán evitadas

>> publicado en terra magazine

Cuando la iniciativa de mantener bajo tierra el petróleo del Parque Nacional del Yasuní fue anunciada por primera vez, en junio de 2007, Rafael Correa llevaba menos de tres meses como presidente del Ecuador. En ese entonces, dejar de explotar el crudo descubierto en el campo Ishpingo-Tambococha-Tiputini (ITT) era solamente una intención.

Este sábado, empero, el mandatario anuncia en su cadena radial la propuesta definitiva que desde entonces viene siendo elaborada dentro del Consejo Administrativo y Directivo de la Iniciativa Yasuní-ITT.

El proyecto utiliza un cálculo bastante sencillo. Debajo de este rincón amazónico de aproximadamente un millón de hectáreas yacen por lo menos 850 millones de barriles de petróleo. El monto representa el 20 por ciento de toda la reserva conocida del país.

Lo que propone el gobierno es mantener los yacimientos como están, intocados, a cambio de una compensación financiera que corresponda a por lo menos mitad de los rendimientos que podrían ser obtenidos con la extracción y venta del crudo.

Cálculos

Las utilidades que el país recibiría por la explotación -con los precios del barril alrededor de los 54 dólares- alcanzarían los 6.000 millones de dólares en diez años. Para preservar la selva, por lo tanto, el gobierno espera que la comunidad internacional revierta al Ecuador un mínimo anual de 300 millones de dólares por igual periodo.

No se trata de filantropía. Según los cálculos del proyecto, dejar el petróleo del Yasuní-ITT bajo tierra significa evitar la emisión de 410 millones de toneladas métricas de CO2 a la atmósfera, cantidad equivalente a todas las emisiones de gases de efecto invernadero realizadas por países como Brasil o Francia durante un año y medio.

La intención del gobierno ecuatoriano es negociar estas “emisiones evitadas” en el mercado internacional de carbono, conocido como ETS (Emission Trading System). El mecanismo está previsto en el Protocolo de Kyoto, acuerdo ratificado por todos los países del mundo -con la excepción de los EEUU- para reducir la contaminación por combustibles fósiles. El objetivo del tratado es que en 2012 las emisiones de gases de efecto invernadero sean un 12 por ciento más bajos que las de 1990.

Novedad

Kyoto prevé apoyo financiero a una serie de proyectos de desarrollo limpio en países del tercer mundo, como el desarrollo de fuentes de energía renovable y otros mecanismos que contribuyan para la reducción de las emisiones de CO2. Sin embargo, todavía no contempla iniciativas como la ecuatoriana, que se rehúsa a explotar reservas de petróleo, gas o carbón.

La tarea del gobierno de Rafael Correa será convencerle a la comunidad internacional a aceptar la Iniciativa Yasuní-ITT como un plan piloto que pueda ser incluido en el mercado internacional de carbono.

Así, los derechos de emisión adquiridos por Ecuador al no prospectar los yacimientos amazónicos podrían ser negociados con empresas que necesiten ajustar sus niveles de contaminación. Con ello, el país cumpliría con sus necesidades presupuestarias y el parque -considerado patrimonio universal de la biosfera por la UNESCO- estaría salvo de la actividad petrolera.

Apoyo

“Hay cinco premios Nóbel que apoyan al proyecto. Además, contamos con el respaldo del gobierno de Alemania y de todos los partidos políticos representados en el Parlamento alemán”, explica Carlos Larrea Maldonado, asesor técnico de la Iniciativa Yasuní-ITT. “Tenemos también el apoyo de la Unión Europea, de 40 parlamentarios británicos, del municipio de Madrid y de Roma y muchas ONGs en todo el mundo.”

Larrea estuvo reunido con el presidente Rafael Correa esta semana para presentar la propuesta que ahora se encaminará a los países europeos. El experto en políticas del desarrollo dice que el mandatario no sólo aprueba el plan como lo considera “uno de los pilares de su gobierno”.

Más que combatir el cambio climático, la Iniciativa Yasuní-ITT pretende impulsar la transición del modelo de desarrollo del Ecuador, actualmente basado en la extracción de petróleo, a una nueva estrategia equitativa y sustentable.

En la entrevista que sigue, Carlos Larrea explica cómo y por qué el modelo puede y debe ser adoptado por otros países del tercer mundo que deseen mantener sus reservas hidrocarburíferas indefinidamente intocadas a nombre de la preservación ambiental y de la biodiversidad.

¿Por qué dejar de explotar el petróleo del Yasuní-ITT?

Ecuador se ha transformado en un país exportador de petróleo en 1972. Esto no nos ha conducido al desarrollo y, además, creó una gran cantidad de problemas económicos y sociales. A diferencia de otros países, Ecuador no explota petróleo en un desierto, sino en la selva amazónica. El Parque Nacional de Yasuní es considerado una de las áreas de mayor diversidad del mundo. En una hectárea del Yasuní pueden encontrarse 100 mil especies de insectos y 618 especies de árboles y arbustos, que es más que las que existen en EEUU y en Canadá juntos. Otro punto importante es que dentro del parque sobreviven dos grupos indígenas no contactados, los tagaeri y taromenani, que han rehusado voluntariamente el contacto con la civilización occidental.

¿Cuáles son los objetivos de la propuesta?

Hay cuatro objetivos principales. La primera es mitigar el cambio climático. Al no sacar el petróleo, dejaría de quemarse toda la reserva del parque. El segundo objetivo es preservar la biodiversidad y todas las especies que podrían extinguirse debido a la actividad petrolera, por más limpia que sea. La idea no es solamente conservar el parque, sino ejecutar un plan en el cual todas las áreas protegidas del Ecuador pasan a un estado de conservación adecuado, con programas de deforestación evitada y reforestación. El tercer objetivo es promocionar un cambio en la oferta y demanda de energía en el Ecuador de tal manera que comencemos a ser una economía más sustentable. Queremos desarrollar la hidroelectricidad, energía geotérmica -nuestro potencial es muy alto porque tenemos la Cordillera de los Andes, somos un país volcánico-, energía eólica y solar. Finalmente, el otro objetivo es el desarrollo social en las áreas de influencia del proyecto, que va a evitar que la gente comience a destruir la selva para sobrevivir.

¿Cómo el fondo será administrado?

El fondo no llegará a Ecuador directamente, sino que va a formar parte de lo que se llama técnicamente fideicomiso internacional. O sea, va a ser administrado por un organismo internacional. No sabemos exactamente cuál organismo lo va a hacer, pero el mecanismo ya está constituido en Ecuador. El compromiso de este organismo es no gastar el capital, mantenerlo como una reserva permanente. Los intereses se invertirían en los fines ya mencionados, y el capital se invertiría en proyectos hidroeléctricos y de infraestructura en todo el país.

¿Cómo funciona la mecánica financiera que lo va a permitir?

Con el Protocolo de Kyoto, todo agente económico que vaya a contaminar tendrá que comprar permisos de contaminación. Estos permisos se subastan, los vende el estado. Si una empresa excede su permiso de emisión, tiene que comprar en el mercado nuevos permisos. De otra manera, tiene que pagar unas multas que son sumamente grandes. La idea es que nuestros aportes sean reconocidos en este mercado. Actualmente el mercado internacional de carbono no puede comprar estos derechos porque no existen estos mecanismos. Lo que queremos es que Europa establezca esto como un dispositivo posible que incluya a Ecuador y a otros países que puedan hacer lo mismo.

¿Qué haría con que las empresas apoyaran al proyecto?

Las empresas simplemente son empresas que compran estos certificados cuando los necesitan. Lo importante no es tanto las empresas, sino que los estados acepten que este tipo de certificado pueda ser utilizado en el mercado. Lo que planteamos, pues, es que los gobiernos de los países europeos acepten este mecanismo como un mecanismo nuevo. Si lo aceptan, entonces entran en el mercado. Así, si una empresa española, por ejemplo, necesita justificar sus emisiones comprando un certificado, puede comprar el certificado ecuatoriano como comprara un certificado del gobierno español.

¿En qué medida la Iniciativa Yasuní-ITT contribuye para el cambio en el modelo de desarrollo en el Ecuador?

La iniciativa permite que el Ecuador tenga recursos suficientes para abandonar el modelo extractivista. Esto no es una opción para el Ecuador, es una necesidad. A diferencia de Venezuela, Ecuador no es un país petrolero. Los yacimientos que tiene el Ecuador como reserva no durarán más de 20 años. Tal vez 25 ó 30. Ahora el petróleo representa casi la mitad de las exportaciones del país. Entonces, el Ecuador necesita un cambio. Todo país debe desarrollar su posición en el mundo de acuerdo con sus ventajas comparativas. Las nuestras son la biodiversidad y la enorme riqueza natural y cultural. Hay muchos países en el mundo que lo han hecho mucho mejor que Ecuador, por ejemplo, Costa Rica. Es un país con menor biodiversidad, que no tiene las Islas Galápagos, no tiene nuestra herencia histórica y no tiene la Cordillera de los Andes, pero ha desarrollado el ecoturismo de manera extraordinaria. Queremos que en el futuro el Ecuador sea un país que pueda proporcionar condiciones de vida adecuadas a su población sin necesidad de excluir la naturaleza.

¿Cómo la iniciativa puede ayudar a empatar la necesidad de desarrollo de los países más pobres y el combate a la pobreza con la necesidad de preservar el medio ambiente?

Lo fundamental es educación, salud y empleo. Uno de los objetivos de la iniciativa es el desarrollo social en las áreas de influencia del proyecto. ¿Por qué se está destruyendo la selva? Porque la gente necesita comer y muchas veces corta la selva para sembrar cacao o café o para vender la madera. Si es que nosotros les damos oportunidades de empleo adecuadas, para que vivan por ejemplo del ecoturismo, en lugar de ser un cazador el habitante de la región puede trabajar como guía turístico en la selva. O, en Galápagos, en lugar de practicar la pesca del tiburón, puede ser un experto en observación submarina. Esta persona, ¿qué necesita? Capacitación, algún equipo y contacto con los turistas. Estas pequeñas inversiones se pueden financiar con los recursos que van a venir.

¿Las inversiones van a depender del gobierno de turno o existirá un mecanismo que garantice la aplicación de los recursos en tales finalidades?

Será el estado que va a gastar los recursos, pero existe un Plan Nacional de Desarrollo que va hasta 2025. Entonces los proyectos solo pueden efectuarse si están dentro de este plan. No importa quien sea el presidente porque ya se han trazado prioridades nacionales en el mediano y largo plazo. Además, el fideicomiso estará administrado por los países que van a contribuir financieramente para la iniciativa. Ellos velarán justamente por el cumplimiento de estos objetivos. Si un nuevo gobierno quiere comprar armas, por ejemplo, no podrá, porque no va a recibir el dinero. El dinero no estará en el gobierno, sino en algún organismo internacional.

¿Es la primera propuesta del tipo en el mundo?

Hemos estudiado casos de países que tienen algunas propuestas, como Brasil, Indonesia, Costa Rica, Guyana etc. Hicimos un levantamiento de muchas propuestas en el mundo que en alguna medida se parecen, pero no hemos encontrado nada igual a la del Ecuador. Es la primera vez que se propone algo así. –tadeu breda (cc)

Anúncios

§ Uma Resposta para una huella verde sobre el petróleo

  • […] pediu aos países desenvolvidos pouco mais da metade desse valor: 3,5 bilhões de dólares. [ver una huella verde sobre el petróleo] E ordenou que uma comissão iniciasse as negociações. Fánder Falconí, então ministro das […]

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s

O que é isso?

Você está lendo no momento una huella verde sobre el petróleo no Latitude Sul.

Meta

%d blogueiros gostam disto: